Prensa Francesa

A diferencia de los métodos de filtro donde el agía pasa una sola vez a través del café, este es un método por inmersión donde el agua permanece alrededor del molido para extraer y luego presionar para separar los restos de la infusión.

Materiales

  • Tetera o Hervidor
  • Agua fresca, 6 onzas (180 ml) por cada 2 cucharadas (10 g) de café en grano.
  • Estufa
  • Prensa Francesa
  • Balanza Digital
  • Molino para moler café fresco tamaño grueso: 2 cucharadas (10 g) de molido por casa 180ml de agua.
  • Reloj de cocina o temporizador
  • Cuchara

Notas sobre la elaboración en la prensa francesa

Aquí hay algunos consejos

  • Es muy importante que al ser este un método por inmersión el molido debe ser grueso para evitar la sobre extracción.  Consulta nuestra guía de molienda.
  • No remueva el café de la prensa después de preparar el café para igualar su fuerza. En su lugar, distribuya uniformemente el café entre tazas de servir. Vierta una pequeña cantidad en una taza, luego en otra, luego en otra. Repita para poner café de igual concentración en cada taza.
  • Facilitar la extracción hundiendo la prensa hacia arriba y hacia abajo para agitar el molido durante su empapado con el agua.
  • Espere ver algo de molido en cada taza. Es parte de la experiencia de la prensa y a algunos aficionados les gusta. Para reducir la cantidad, vierta el café preparado lentamente.
  • Prepare pequeños lotes de café si no se servirá el café rápidamente. El café en la prensa se enfría rápidamente, y no hay manera de preservar el calor (a menos que tenga un modelo de metal aislado).
  • Mantenga los filtros limpios. En lugar de enjuagar o colocar el filtro del émbolo completamente montado en el lavavajillas, desmóntelo cada vez. El café molido y los aceites son difíciles de ver y se acumulan rápidamente, particularmente entre el filtro de malla y la placa de metal duro que lo mantiene en su lugar, así como en cualquier grieta.

 Instrucciones

  1. Llene la tetera con el volumen adecuado de agua. Por ejemplo, para cuatro tazas de 6 onzas (180 ml), caliente 3 tazas (720 ml) de agua más 8 onzas adicionales (240 ml) para escaldar la prensa y la evaporación.
  2. Calienta a fuego medio hasta que hierva.
  3. Mientras tanto, monte el émbolo de la prensa (si lo ha desmontado para su limpieza).
  4. Moler 2 cucharadas (10 g) de café de grano entero gruesamente por cada taza de 6 onzas (180 ml) y reservar.
  5. Precaliente la prensa escaldándola con 4 onzas (120 ml) de agua caliente.
  6. Gire el agua y luego deséchela.
  7. Agregue el café molido a la prensa vacía.
  8. Vierta aproximadamente la mitad del agua caliente sobre el café molido. Con café fresco, se formará y crecerá espuma. Deje que la espuma suba y luego baje nuevamente.
  9. Ajuste el temporizador a 4 minutos. Vierta el agua caliente restante en la prensa.
  10. Coloque la tapa del émbolo en el cilindro. Presione el émbolo lo suficiente para que la parte superior del café molido se mantenga bajo el agua. Encienda el temporizador. Una vez cada minuto, agitar el café (girando, presionando el émbolo hacia arriba y hacia abajo, o agitando) para evitar aglutinarse y para asegurar la máxima extracción.
  11. En la marca de 4 minutos, presione lenta pero firmemente el émbolo por completo.
  12. Vierta el café lentamente para mantener el sedimento en las tazas al mínimo y distribuirlo uniformemente entre las tazas.